En este momento estás viendo ¿Por qué comprar una segunda vivienda en la Costa del Sol?

¿Por qué comprar una segunda vivienda en la Costa del Sol?

Disponer de un alojamiento propio para disfrutar de nuestros períodos vacacionales es un buen motivo por el que comprar una segunda vivienda. Contaremos con un espacio a nuestra medida donde desconectar y pasar nuestro tiempo de ocio con la familia o los amigos.

Poder salir de nuestro domicilio habitual cada vez que tengamos unos días libres sin realizar ninguna reserva ni hacer un gran desembolso es un auténtico lujo. La Costa del Sol se convierte en una ubicación ideal, ya que concentra numerosos atractivos.

El atractivo de la Costa del Sol

Ventajas de comprar una segunda vivienda en la Costa del Sol

Esta región litoral del sur de la provincia de Málaga es el destino preferido por un amplio porcentaje de turistas internacionales, que se sienten atraídos por las bondades del excelente clima predominante y sus espectaculares playas. La Costa del Sol abre delante de nosotros un amplio abanico de posibilidades, por lo que cada vez son más los nacionales que también se decantan por ella para establecer su residencia de descanso.

Manilva, Casares, Estepona, Marbella, Mijas, Fuengirola, Benalmádena, Torremolinos, Málaga, Rincón de la Victoria, Vélez-Málaga, Algarrobo, Torrox y Nerja. En cualquiera de estos 14 municipios malagueños que la componen nos sentiremos como en nuestra propia casa. Su exquisita gastronomía, su oferta de ocio, la cercanía de su gente o su infraestructura diseñada para el turismo son reclamos más que suficientes.

Ventajas de tener una segunda vivienda en la Costa del Sol

Si nos decidimos a comprar una segunda vivienda en este enclave estratégico, estaremos gozando del privilegio de afincarnos en una de las zonas turísticas más importantes de España, que acoge a un 35 % de los visitantes que cada año eligen Andalucía como destino vacacional. Otro dato a tener en cuenta es que la temperatura media se sitúa en los 19 grados, con más de 300 días de sol.

Apostar por una obra nueva en Marbella, por ejemplo, es tener la garantía de que nos situaremos en el epicentro de una de las zonas residenciales más cotizadas del país.

Dependiendo de la localización que elijas dentro de esta ciudad, el precio medio del metro cuadrado no baja de los 2.900 euros y, en algunos puntos, como Nagüeles-Milla de Oro o Nueva Andalucía, llega a rozar o superar los 3.500. Esto significa que estarás realizando una inversión bastante segura.

¿Qué hacer en este enclave estratégico?

En la Costa del Sol, las posibilidades a nuestro alcance son infinitas, puesto que es una zona adaptada para satisfacer los gustos de toda clase de visitantes. Se la conoce también como la Costa del Golf, ya que posee la mayor concentración de campos de toda Europa. En total, son más de 70, de los cuales 21 se ubican en el término municipal de Marbella.

No debemos pasar por alto, asimismo, la gran cantidad de puertos deportivos de primer nivel que abundan en esta región, entre los que resalta el más famoso de todos: Puerto Banús, uno de los cuatro que hay en Marbella. La Duquesa, en Manilva, el Real Club Mediterráneo, en Málaga, o los puertos de Estepona, Fuengirola o Benalmádena reúnen, igualmente, numerosos atractivos.

La Costa del Sol es un destino perfecto para las familias con niños, pues en la zona hay varios parques temáticos y centros marinos. Además, podemos practicar senderismo, deportes acuáticos y otras disciplinas al aire libre. La oferta cultural es diversa y variada, por lo que siempre tendremos alternativas para elegir, como el teatro, el cine o algunos festivales musicales importantes.

Campo de golf: comprar una segunda vivienda en la Costa del Sol

Por todas estas razones, comprar una segunda vivienda en la Costa del Sol es una idea más que acertada. Si te has decidido a dar el paso, contacta con nuestra constructora en Málaga y nuestros profesionales te asesorarán en todo aquello que necesites.

Deja una respuesta